Los Ciclos Formativos de Grado Superior forman el nivel más elevado de estudios dentro de la formación profesional. Estos estudios te permiten obtener una formación reconocida a nivel europeo para desarrollar una profesión con el Título de Técnico Superior. 

De forma mayoritaria, a estos estudios se accede una vez finalizado el bachillerato como alternativa a los estudios universitarios, aunque no es la única vía de acceso.

Entre las características de los Ciclos Formativos de Grado Superior destaca el hecho de que este tipo de formación permite adquirir todas aquellas aptitudes necesarias para la adaptación al mundo laboral y asumir responsabilidades relacionadas con la coordinación, planificación y programación de una determinada profesión. En definitiva los estudiantes que finalizan un Ciclos Formativo de Grado Superior en cualquier profesión, poseen una visión global del sistema de trabajo y de los elementos que lo componen.