El único trámite que hay que hacer para poder realizar las Pruebas de Acceso a la Universidad dirigidas a personas mayores de 25 años es la matriculación para dichos exámenes. Cada universidad ofrece una convocatoria anual para estas pruebas.Para poder realizarlas es necesario realizar un proceso de matrícula que depende de la propia universidad.

La realización de las pruebas implica en la mayoría de los casos el abono de las tasas de examen que puede oscilar entre los 40 y los 100€ dependiendo de la universidad y la situación personal (familia numerosa, etc...).

Cada universidad propone un plazo de matriculación y unas fechas de examen. Para realizar la matrícula, deberás completar y entregar un formulario de matriculación que te proporcionará cada universidad. En la mayoría de los casos, la documentación requerida para realizar las pruebas es la siguiente:

Impreso de matrícula (proporcionado por cada universidad)

Original y fotocopia legible del Documento Nacional de Identidad o Tarjeta de Identidad de Extranjero.

Si te presentas para subir nota en una universidad, deberás aportar la certificación expedida por la universidad donde realizaste las pruebas previamente a no ser que sea la misma.

Si estás en posesión de un título de familia numerosa tendrás un importante descuento a la hora de abonar las tasas. Para aplicar las tasas de familia numerosa, deberás presentar el original y una fotocopia del título de familia numerosa o de la resolución por la que se reconoce la condición de víctima de actos terroristas.

Cada universidad dispondrá los métodos de pago oportunos y ofrecerá las diferentes vías disponibles para el abono de las tasas y presentación del justificante de pago.

Una vez superadas las pruebas, deberás informarte en la universidad en la que vas a comenzar los estudios, de cúal es el periodo de preinscripción y matriculación para cada estudio de grado.